SPAC
Portada > Webzine > Temas subjetivos > SPACios > El Imperio de la Aventura (1ª Parte)

El Imperio de la Aventura (1ª Parte)

Como sería el mundo si los aventureros estuvieran en el poder

Viernes 13 de febrero de 2009, por Lex_Vincent


Martes 25 de Noviembre de 2078 d.U.

El IAG (Imperio Aventurero Global) destacó en su boletín semanal de noticias Globales, que las rutas de comercio de armas cuerpo a cuerpo serán canceladas en los próximos días. Así mismo, se notificó que los I.S.A. (Infractores al Sistema de Aventuras) serán exterminados de forma inmediata de corroborarse la existencia de juegos con gráficos tridimensionales en los "Dispositivos de Entretenimiento Asistido" de la Jenesis Corp.

Esto, según el artículo 12.998 del código Intranacional de Aventureros Responsables, supone la caída definitiva de la resistencia de los Casuales, rebeldes que escondidos en el mundo subterráneo, se encargan de distribuir ilegalmente juegos y productos en tres dimensiones, violando el mandamiento número 14 de la lista Sagrada de Zak McKraken, el mesías aventurero, que dice claramente "No dedicarás tu vida de ocio a nada que no sea una aventura conversacional".

Recientemente, el líder de la resistencia Casual, dedicó, máscara mediante, para proteger su identidad, un holo-video de diez minutos a los aventureros. En dicho holo-video, el líder de la resistencia plantea que "el mundo tal cuál lo conocemos está siendo dominado por un grupo de despóticos frikis adictos al texto" y señaló "que todas las matanzas de Casuales alrededor del globo no detendrán el proceso de evolución de los juegos tridimensionales y la televisión". Ante semejantes declaraciones rebeldes, el presidente del Consejo Aventurero Regional, en Xemekhis 14, declaró de forma impertérrita:

"Lo que los Casuales hagan con sus vidas, no es de nuestro interés... Sabemos que nuestros hijos y nietos serán criados con la superioridad cultural de la aventura, y no permitiremos que gráficos excelsos ni maravillosos sistemas de sonido de alta fidelidad corrompan el potencial imaginativo de todos ellos. Somos una raza superior, dedicada enteramente al progreso de la humanidad. La élite de todas las especies. Sin la aventura, el mundo como lo conocemos, no habría existido. ¡Aventureros, no temáis! La resistencia caerá, y serán todos muertos por la mano firme de nuestros programadores y betatesters. En nuestro inventario está la templanza y la firmeza, y no dudaremos en teclear la acción ’despedazar rebeldes’ si la situación lo amerita. Nuestro puntaje subirá en mil doscientos, si sabemos mantenernos firmes ante la amenaza."

Ante esta declaración patriótica, más de mil soldados del régimen alzaron sus manos y gritaron al unísono el lema del Imperio: "¡XYZZY!"

La sociedad actual se plantea entonces, si seguir con el régimen dictatorial de las aventuras, o definitivamente volver a los tiempos primitivos en los que la televisión y los juegos 3D eran la base de la cultura.

El director del Archivo del Siglo XX destacó que el Imperio está actuando de forma repugnante, convirtiendo a las, en su momentos sagradas y nunca bien ponderadas aventuras, en un arma de destrucción sanguinaria que acabará pronto con lo que queda de humanidad.

Continuará...

3 Comentarios

  • El Imperio de la Aventura (1ª Parte)

    13 de febrero de 2009 09:12, por Jenesis
    Juasss, la Jenesis Corp. xDDD
    Estoy deseando leer la segunda parte. ;)
  • El Imperio de la Aventura (1ª Parte)

    13 de febrero de 2009 12:39, por Bardo de Alfhasia
    Muy bueno, me ha recordado uno de los juegos de rol a los que jugaba en mis tiempos mozos (se llamaba Paranoia). Justamente lo que destila alegremente tu imaginativa historia. Yo también espero más, je, je.
  • El Imperio de la Aventura (1ª Parte)

    20 de febrero de 2009 06:20, por presi

    2078 d.U., si no me he equivocado, corresponde al 4048 d.C.

    Calculado con bc


Seguir la vida del sitio  RSS 2.0: Artículos, Comentarios | Mapa del sitio | SPIP
CC Some rights reserved El contenido está disponible bajo los términos de Atribuir - Compartir bajo la misma licencia 3.0 ó 2.5 de Creative Commons.